Gestión de inventarios con software libre

GLPI (Gestionnaire libre de parc informatique) es una interesante aplicación de software libre con licencia GPL para la gestión integral de inventarios informáticos incluyendo gestión de incidencias.

GLPI como herramienta está creada para correr bajo entornos con Apache, PHP y MySQL, por lo que podemos instalarla sin problemas en Linux, Windows o Mac OS X. Y si tienes un directorio LDAP también podrás conectarlo directamente a el.

Entre las posibilidades de este software podemos llevar una gestión de inventarios de equipos, servidores, periféricos, licencias de software, topología de red, reserva de recursos compartidos, … y además un servicio de soporte para seguimiento de actuaciones donde los administradores y personal de soporte puede registrar las intervenciones con un amplio detalle.

Merece la pena echarle un vistazo. Más información en GLPI.
vía: bitelia

  • Aplicación muy completa, llena de funcionalidades. Pero es muy necesario definir unas metodologías muy concretas para su uso ya que por medio de configuración hay cosas que no se pueden limitar completamente, de manera que queden todos los flujos de funcionamiento controlados. En mi Trabajo de Fin de Carrera, que trataba sobre los Sistemas Gestores de Incidencias, me basé concretamente en la parte que posee esta aplicación para ello. De entre todos los que ví de código abierto, este era el que más me gustó sin duda.

    Saludos.

  • wil

    GLPI es para gestión informática, incluye un módulo de inventario pero para que funcione bien hay conectarlo a ocs.

    OCS es un sistema en el que un agente (máquina cliente) envia información (software instalado, conexiones de red, uso de disco, cpu, tipo de hardware) a un servidor (apache, mysql y perl) que captura la inforación y la guarda en la bd.

    Estan muy bien estos dos softwares para gestion de incidencias, tickets, inventario, consumibles, préstamos de material informático, permite validación de active directory.
    Hace tiempo que lo uso y lo recomiendo, aunque hay que acostumbrarse al uso.